Pulsa "Enter" para saltar al contenido

Guerra entra Corven y Motomel, para ver quien se queda con Zanella

Se abrió un nuevo capítulo en la disputa legal entre tres de las marcas más importantes de motos del país. La empresa La Emilia, propietaria de Motomel, denunció a mediados de diciembre irregularidades en la venta de la firma Zanella, al entender que la oferta que realizó ante el juzgado Civil 4 de San Luis para quedarse con la marca duplica el monto propuesto por Industria Metalúrgica Sud Americana (IMSA), dueña de Corven MotosEn ese sentido, acusó a su competidora de querer levantar el concurso de acreedores que atraviesa hace 17 años para “vender a precio vil y sin autorización de la Justicia”.

La oferta de Corven, por un monto de USD 1,17 millones, fue aceptada por el juez Agustín Ruta. Pero el magistrado fue recusado y apartado ante la denuncia de Motomel y el expediente ahora está en la Sala I de la Cámara Civil de San Luis. La continuidad del caso se podría definir este mes.

Cabe recordar que Motomel denunció a Zanella a fines del año pasado por “irregularidades” en la venta de la empresa al entender que la oferta que le realizó ante la justicia de San Luis, por USD 2,45 millones, duplica el monto propuesto por Corven.

Por su parte, el titular de Motomel, Marcelo Melle, expresó “Nuestra oferta es de pago al contado y está ratificada en el juzgado. Sabiendo que es un caso de conocimiento público esperamos que se resuelva pronto. Queremos que al que más trabajo ofrezca y más pague por esta operación, se quede Zanella en un acto transparente. Apuntamos a que sea nuestra, pero si otra empresa paga más lo aceptamos. Queremos perder en la cancha”.

Sé el Primero en Comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *